• Proteger enérgicamente los derechos de todas las poblaciones diversas de Miami Beach.
  • Oponerse a los proyectos de desarrollo que aumentan el tráfico y nuestra calidad de vida.
  • Apoyar los esfuerzos de preservación histórica de la ciudad respetando los derechos de la propiedad privada.
  • Hacer que la ciudad sea más segura para que los residentes y los turistas vuelvan a salir a la calle sin sentirse inseguros